PRIMERAS IMPRESIONES
La vuelta al mundo
Libros de viaje
  • Vuelta al mundo
  • Vuelta al mundo
  • Vuelta al mundo
  • Vuelta al mundo
  • Vuelta al mundo
  • Vuelta al mundo
  • Vuelta al mundo

Jueves 28-02-2008

PRIMERAS IMPRESIONES

farolas de santo domingo

Tras aterrizar en Santo Domingo estuvimos un día más allí, en el barrio Colonial, con el propósito de regresar a esta ciudad al final de nuestra estancia en República Dominicana. Desde allí partimos a Las Terrenas, una localidad de la costa norte de la Península de Samaná. Tras recorrer la zona durante unos días y conocer las preciosas playas e increíbles parajes, hemos llegado a Samaná, donde estamos actualmente.

Llevamos más de una semana en República Dominicana y aunque no nos gustaría valorar algo que aún no conocemos en su profundidad, no queremos dejar de plasmar nuestras primeras impresiones, quizás erróneas, quizás precipitadas, pero al fin y al cabo las nuestras.
De momento, y muy a nuestro pesar, no hemos tenido la oportunidad de conocer a Dominicanos. El contacto con ellos se nos hace difícil o muy superficial si se da, tal y como está establecido el negocio turístico. Aunque nos hemos empeñado en huir del tan rezado aquí “todo incluido”, parajes paradisíacos cerrados o ghettos de la riqueza, nos sentimos en un lugar donde todo es mentira, un simple escenario para que esos ricos de más allá de los mares puedan disfrutar del paraíso sin “sufrir las incomodidades” de un entorno cultural diferente. Los establecimientos turísticos –hotelitos, hotelazos, panaderías, restaurantes, etc- están en manos de rostros blancos recién llegados de sus respectivos países con los bolsillos bien cargados de dólares, con los que compran lo mejor a precios por encima de lo común provocando que los locales ni siquiera puedan plantearse competir. Ellos seguramente te dirán “estoy creando puestos de trabajo”… sueldos miserables que encadenan a la rueda de la pobreza a estas gentes. Quizás la prostitución, o la caza del hombre blanco (no sabemos aún dónde está el límite), es una buena salida para las bellezas de piel canela de este país.

Un sistema que se nos aparece como una versión moderna de la esclavitud, eso sí, muy políticamente correcto con el sabor de la refinada educación “française” y la rectitud suiza, en la isla que otrora sería el paraíso, donde sus gentes vivirían con aquella serenidad y calma que tanto ansiamos en el primer mundo (pero que paradójicamente aquí también se desprecia), contagiados por la belleza de los verdes parajes y de sus playas de inimitables azul-turquesa.



Plata de las Terrenas en republica dominicana






0 Comentarios
Añadir comentario
No hay comentarios sobre este blog
Camino solidario
Camino solidario
Realizar proyectos humanitarios, es el modo de agradecerle al mundo lo que nos ha dado.
ÚLTIMO PROYECTO: Kabarnet, Kenia
+ info
Usuario Colaborador
Usuario Colaborador
Esta web sería insostenible sin los Usuarios Colaboradores. Por 1 € al mes, podrás contribuir a que pueda seguir existiendo... + info